Browse By

Se estrena No Dormirás: «Esta película tiene un toque dramático, también onírico, de suspenso y terror»

Esta semana llega a los cines No Dormirás, un perturbador thriller que se propone cruzar los umbrales de la conciencia. Antes de su estreno, el director Gustavo Hernández brindó una charla junto al prestigioso elenco y Revista Spoiler estuvo allí presente.

Ayer se llevó a cabo la proyección y conferencia de prensa de la nueva película argentina de suspenso No Dormirás, dirigida por Gustavo Hernández (La Casa Muda) y protagonizada por Eva De Dominici y la aclamada actriz española Belén Rueda. El filme se encuentra ambientado en los ’80 y narra la historia de un grupo de actores de teatro que se someten a insomnio prolongado con el fin de lograr una conexión más profunda con sus personajes. Con el correr de los días, los actores comienzan a experimentar distintas alucinaciones y una fuerza sobrenatural se apodera del lugar.

La película habla del sacrificio, en este caso, del arte. Los actores constantemente están haciendo sacrificios para lograr una obra artística lo más completa posible y quisimos de alguna forma mostrar ese detrás de escena”, contó Gustavo Hernández. La idea surgió de una anécdota cotidiana: luego de un rodaje en el que el cineasta uruguayo había pasado 50 horas sin dormir, se propuso lograr un récord con el videojuego de su hijo, el popular Guitar Hero. Tras notar como sus sentidos se habían intensificado, llamó a su socio y juntos comenzaron a investigar el tema del insomnio.

Eva De Dominici interpreta a Bianca, una joven promesa de la actuación que fue criada por un padre con trastornos psiquiátricos. “Para mí el rodaje fue muy intenso, a pesar de que había cosas que estaban coreografiadas, porque es una película super física y tenía que ser algo muy preciso”, manifestó la actriz. De Dominici también dijo que el proceso fue muy real en parte gracias a la locación elegida, un antiguo orfanato ubicado en la zona de Agronomía. “El lugar donde filmamos tenía una energía que ayudaba muchísimo a la historia, había algo que estaba presente.”

Conocida por sus papeles en películas como Mar Adentro, El Orfanato y Los Ojos De Julia, la española Belén Rueda es una de las actrices más requeridas dentro del género de suspenso. En esta cinta se pone en la piel de Alma, una directora de teatro vanguardista que se propone explotar el talento de sus actores mediante peligrosos métodos. “Uno de los primeros motivos por los que acepte este papel es que amo Argentina y la verdad que cuando llega algún proyecto de aquí lo miro con más cariño”, expresó Rueda, quien además dijo haber quedado maravillada con el guion.

Por su parte, Eugenia Tobal destacó el buen trabajo en equipo y como eso cooperó para que lograra sumergirse en la historia: “Con Gustavo fue muy fácil que las cosas sucedan de verdad. Somos seis en el elenco, estábamos muy unidos y había mucha conexión entre nosotros. Nos comprometidos mucho, trabajamos desde las seis de la mañana hasta las nueve de la noche durante tres semanas”.

Juan Aguilera también se refirió a la experiencia: “Fue un proceso increíble. Yo vengo más del teatro y creo que cuando uno sale a escena es el terreno del actor, más allá de todo lo que se haya ensayado y dirigido, pero el cine es un oficio totalmente distinto. Acá es el terreno del director”. En ese sentido, el joven actor reconoció el trabajo de Hernández: “Gustavo es un director que se ocupa muchísimo de los actores, era como un coach. Uno como actor lo agradece porque se siento hiper cuidado”.

Con respecto a la búsqueda de las emociones al momento de retratar un personaje, Eva De Dominici contó una anécdota personal que le ocurrió mientras filmaba la película: “Estaba haciendo una escena y tenía que estar viendo los vestuarios de los personajes. Cuando estoy ensayando, una de las perchas decía Tintorería Sandos, yo me quedé frenada y pedí retomar el ensayo porque esa tintorería había sido el primer trabajo de mi abuela cuando vino a Buenos Aires. Ella falleció, pero siempre que se escapaba de mi casa porque tenía alzhéimer, decía que se iba a trabajar a Tintorería Sandos”.

Lo importante de la película era pensar qué le pasa a una persona que no duerme y lo vulnerable que queda. Y también reflexionar sobre en qué momento uno se sintió vulnerado psicológicamente hasta el punto en que se te van las defensas y ya no sabes quién sos”, explica Juan Aguilera. En la misma línea que Eva sobre los recuerdos emotivos, Aguilera expresó: “El actor bucea en experiencias personales que quizás no son tan trágicas como lo que requiere un personaje, pero uno está acostumbrado a hacerse como ancla de una sensación parecida y profundizar ahí”.

No Dormirás es el tercer largometraje de Hernández luego de La Casa Muda (2010) y Dios Local (2014). En relación con la escena actual del cine de género, el director comentó: “El género está bastante subestimado. Hay grandes películas latinoamericanas de terror, pero no llegan a todas las pantallas del mundo como puede hacerlo un filme con una distribución de este tipo”. Además, Gustavo manifestó las posibilidades que brindan este tipo de historias: “A los realizadores nos permite jugar muchísimo. Esta película tiene un toque dramático, también onírico, de suspenso y terror. Me siento muy cómodo en ese mundo y me encanta.”

Como gran referente, Belén Rueda tampoco quiso dejar de destacar la importancia de las cintas de terror: “En las películas de género se juega mucho con todos aquellos terrores que tenemos de pequeños y que además son comunes a todos. Se juega también con el miedo a lo desconocido. A mí lo que me ha gustado de todos los proyectos que he escogido de género es que siempre hay alguna parte de la historia que es comprensible para todas las personas”.

Giuliana Bleeker